Twitter se dispara en bolsa, perdón quise decir Tweeter…



Pocas cosas más raras se han visto en los mercados bursátiles. Tweeter, una empresa de productos electrónicos declarada en bancarrota hace más de cinco años, experimentó tres horas y media de euforia inesperada que los analistas, completamente descolocados por lo que había sucedido, terminaron por culpar a la ceguera de un puñado de inversores ansiosos por comprar títulos de la verdadera Twitter, empresa que todavía no ha debutado en los parqués.

La confusión no fue poca cosa dado que el regulador bursátil de Wall Street tuvo que suspender la cotización de Tweeter cuando sus títulos escalaban la friolera de 684,6 por ciento con respecto a su precio de apertura. El día anterior, una acción de Tweeter, empresa en la más absoluta quiebra, cuyo símbolo bursátil es TWTRQ, costaba menos de un centavo de dólar, y ahora vale algo más de cinco, aunque durante unos minutos llegó a negociarse a 15 centavos.

Dicho de otro modo, los actuales accionistas de Tweeter podían haber vendido en ese confuso día sus acciones a un precio quince veces superior al valor real de la compañía. La euforia fue tal que se acumularon más de 14 millones de intercambios (compra-venta) de títulos de TWTRQ. Por si alguien se lo estaba preguntando, no era el día del nacional del invidente ni se ha confirmado que pudiera tratarse de algún ataque planificado para burlarse del mercado.

La causa de toda esa vorágine de dinero tan absurda como real fue que el día anterior Twitter, la red social que todos conocemos, hizo público que saldría a bolsa con la nomenclatura TWTR, igual que Tweeter pero sin la Q final. Twitter, que está valorando si cotizar en el Nasdaq o en la tradicional bolsa de Nueva York, presentó esta pasada semana a la Comisión del Mercado de Valores (SEC) la documentación previa a su estreno bursátil con el que espera recaudar 1.000 millones de dólares para consolidar su posición y crecimiento.

La de Twitter se trata de la oferta pública inicial (IPO) más importante de una empresa de Silicon Valley desde que Facebook tocará la campana en Wall Street en mayo de 2012 con cierto regusto a fracaso. A pesar de que Twitter todavía no es rentable, pues el pasado año registró pérdidas de 79 millones de dólares con unos ingresos de 317 millones, tiene un modelo de negocio muy interesante para las marcas basado en publicidad con tuits, cuentas y tendencias patrocinadas. Y ya gana dinero a través de móvil, cosa que Facebook no lo había en su momento.

Esta vez la anécdota la pone Tweeter dejando al descubierto dos cosas que dan cuanto menos que pensar: por una parte, las ganas que los inversores por hacerse llenar su cartera de títulos de Twitter y obtener una buena rentabilidad con una de las empresas de Internet con mayor futuro (eso no quita que habrá que ver a qué precio se coloca), y por la otra, que muchos inversores invierten en bolsa sin ningún tipo de conocimiento y simplemente con carácter especulativo dando como resultado valoraciones desorbitadas cuando las pones en frente de balances y cuentas de resultado.

Y la pregunta del millón de dólares: ¿Puede ser Twitter una buena inversión? Bueno, ya sabes que más vale pájaro azul en mano que ciento volando.

Actualización: Tweeter cambia de símbolo bursátil. El Twitter será TWTR cuando salga a bolsa, el de Tweeter cambia de TWTRQ a THEGQ.

Publicar un comentario

Please be polite. We appreciate that. Your email address will not be published and required fields are marked